En Noticias, Prensa y Difusión, Prensa y Difusión

Desde el próximo martes 3 de abril y hasta el 30 del mismo mes estará abierta la convocatoria del programa Cultura de Barrio correspondiente a su edición 2018. La misma está orientada a organizaciones e instituciones de la Ciudad con anclaje territorial que deseen presentar proyectos culturales para desarrollar durante el año en curso. En este marco, la convocatoria también prevé una instancia de capacitación en formulación de proyectos culturales para las entidades barriales, apuntando a que cada vez puedan ser más los proyectos y las instituciones que participan. La capacitación será el sábado 7 de abril a las 10, en el Auditorio del Cineclub Municipal (Bv. San Juan 49) con entrada libre y gratuita, sin inscripción previa.

Consultar aquí las Bases y Condiciones de Cultura de Barrio 2018

El objetivo central de este Programa es fortalecer proyectos culturales impulsados desde organizaciones de base que promuevan el acceso a la cultura, la participación ciudadana y el trabajo en red para la resolución de la complejidad de problemas que atraviesan los territorios.

Entre los proyectos presentados, una comisión especialmente convocada, seleccionará un máximo de 24 que serán beneficiados con $25.000 cada uno. Se definirá un cupo especial de 4 proyectos beneficiarios presentados por jóvenes que completaron y certificaron el Curso de Promotores Culturales Comunitarios durante el año pasado.
Podrán participar todo tipo de organizaciones, con o sin personería jurídica, como  centros vecinales, centros culturales, bibliotecas populares, clubes deportivos y sociales, radios comunitarias, entre otras.
Abre el 3 de abril y cierra el 30 del mismo mes, siempre en el presente ciclo 2018.

Sobre Cultura de Barrio
El programa surge como respuesta a necesidades específicas de numerosas organizaciones y referentes culturales barriales que vienen llevando a cabo diversos proyectos nacidos desde las propias comunidades, de manera independiente y con dificultades para sostenerlos en el tiempo en virtud de las limitaciones económicas.

En este sentido, el Municipio suma una modalidad de apoyo que modifica el paradigma habitual de proponer desde el Estado hacia los vecinos; dando lugar a proyectos que surgen desde las organizaciones e instituciones de base, verdaderos protagonistas y conocedores del territorio.

Asimismo cabe detenerse en que estos proyectos culturales barriales son espacios recreativos desde donde se impacta en situaciones sociales negativas, abriendo el margen del derecho a la cultura como derecho humano.

 

Empezá a escribir y presioná Entrar o apretá el botón para buscar