En Destacadas, Noticias, Obras, Prensa y Difusión
  • Se invirtieron más de 50.000.000 pesos.
  • Implican una fuerte apuesta por la revalorización del espacio público.

La ciudad crece, se descentraliza y la Municipalidad de Córdoba fortalece con obras especiales la infraestructura de barrios centenarios, esos que con el tiempo se transformaron en verdaderos núcleos de la vida cultural y económica de la Docta. Por eso las obras de recuperación barrial en Yofre, Guiñazú y San Vicente, hacen foco en el programa “Nuevas Centralidades”. Las intervenciones tuvieron como objetivo mejorar y potenciar el uso del espacio común de los vecinos, como calles, veredas, plazoletas y ciclovías, para devolver el protagonismo ciudadano al espacio público.

La revalorización de Barrio Yofre tuvo una inversión que superó los 19 millones de pesos e implicó la recuperación total de la plaza “Manuel Belgrano”, la ampliación de la vereda de calle Altolaguirre, la colocación de nuevo mobiliario y 450 nuevas luminarias LED. El primer segmento de los trabajos consistió en una obra que se realizó a lo largo de la calle Altolaguirre, donde está el sector comercial del barrio.

En Altoalaguirre, que une a la Plaza Ministro Yofre con el Parque Lineal del Ferrocarril, fueron ampliadas las veredas en 7 cuadras y se incorporó el circuito de ciclovías. Se sumaron árboles y se mejoró la iluminación pública con la instalación de cerca de 40 lámparas LED. Calle Jacinto Altolaguirre es una de las arterias más transitadas de Yofre Norte y en ella conviven el Centro Vecinal, negocios y otros puntos de encuentro.

En Guiñazú se revitalizó el barrio y se destinaron más de 5.500.000 pesos. En su plaza principal se colocaron veredas y equipamientos del mobiliario urbano. Desde la plaza hacia las oficinas del CPC, se instaló un solado nuevo, para fortalecer el espacio para peatones. Además se agregaron veredas táctiles para personas con discapacidad y nuevas señalizaciones en las paradas del transporte urbano. En el sector se incluyó la provisión de lámparas LED.

En San Vicente, donde se invirtieron cerca de 26 millones, se produjo el cambio del solado de calle San Jerónimo, entre Yapeyú y Juan Rodríguez. El proyecto contempló la colocación del nuevo material en San Jerónimo en el segmento que enlaza a las plazas Urquiza y Lavalle. La acción municipal, que benefició a más de 1.500 metros, también renovó los pisos en plaza Lavalle y del borde perimetral de plaza Urquiza.

Con espíritu inclusivo, se instalaron señales, losetas direccionadas para personas con discapacidades visuales y se colocaron rampas de acceso. También se instalaron nuevas luminarias LED, mobiliario urbano y bancos en las plazas históricas. La intervención de San Vicente implicó la puesta en valor del complejo edilicio y actividad comercial, tomando como eje la calle San Jerónimo, arteria que da sustento a la economía del barrio y vincula a sus plazas.

Empezá a escribir y presioná Entrar o apretá el botón para buscar